martes, 5 de abril de 2011

Prometo, que por muy lejos que viajes o por mucho que dure tu estancia, yo, estaré esperando por ti.
Prometo, que si tú te acuerdas de mí, si tu me echas un poco de menos, yo ire a buscarte.
Prometo, que si sueñas conmigo, tanto como yo lo hago cont
igo, estaré toda una vida a tu lado.
Prometo, prometer lo prometido.


Ahora bien, cierra la puerta. Dejemos el mundo fuera.
Solo quería decirte que, he encontrado una razón para mí. Para cambiar quien solía ser. Una razón
para comenzar de nuevo.
La razón eres tú.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El amor es como una goma elástica que dos seres mantienen tirantes sujetándola con los dientes.
Un día, uno de los que tiraban se cansa, suelta, y la goma le da al otro en las narices.